¿Cómo estamos viajando?

Esta semana me sentía humanista y reflexiva. Será porque me encuentro inmersa en la redacción de mi Trabajo de Fin de Grado de Humanidades, que se enmarca dentro del área de antropología, y estoy rodeada de libros que hablan sobre turismo, patrimonio cultural y etnográfico y estudios de campo. En esta entrada quiero hablar sobre patrimonio y sobre turismo. Pero también sobre realidad y ficción, sobre lo que nos venden y sobre lo que estamos dispuestos a comprar.

Sobre lo que es patrimonio existen diferentes opiniones ¿cierto? Podríamos hablar de patrimonio histórico, artístico, gastronómico… También existen diferentes criterios con los que medir el valor: un criterio histórico (antigüedad=valor), técnico (cumple unas condiciones=valor) e incluso un criterio social (la población lo valora=valor).  Lo que está claro es que este patrimonio (y aquí está la idea “novedosa”) no viene de la nada, no cae de los árboles. El valor del patrimonio debe ser aceptado y reconocido por alguien. En ocasiones, este alguien será la sociedad misma, la gente; en otras, sin embargo, serán instituciones políticas o privadas, instituciones que pueden tener como único objetivo preservar y cuidar este patrimonio… o sacar un provecho económico de su venta y promoción.

Sabiendo esto, yo me planteo: ¿cuánto hay de auténtico en lo que nos venden como típico de un sitio? Y no me refiero al arroz que se sirve en los bares de toda España con el nombre de paella y que de llegar a verla un valenciano, se echaría las manos a la cabeza, sino a costumbres y tradiciones, modos de vida que creemos propios de un lugar pero en la realidad… son meros espectáculos que representar ante un público turista.

Ejemplo: los coches de caballos en Sevilla. Soy consciente de que no es la única ciudad del mundo que mantiene este atractivo turístico, pero una rápida búsqueda en Google nos da a pensar que es una de las ciudades que más se jactan de esta práctica. ¿Cuál es el sentido de tener coches de caballos situados en los recorridos turísticos principales de la ciudad? ¿De verdad representan una tradición de la población sevillana? Si alguien ha cogido alguna vez un coche de caballos para llegar a clase o al trabajo, por favor, déjalo en los comentarios porque me interesa mucho saberlo. ¿Es consciente el turista que llega y compra un paseo a caballos de que esa costumbre no representa a la población que ha venido a visitar? (No en la actualidad, al menos).

Desde el punto de vista de los comercios y empresarios dedicados al turismo puedo entenderlo perfectamente: cada cual hace lo que puede para sobrevivir y el turismo es una parte muy importante de la economía española y de muchos países. Y no tiene nada de malo comprar uno de estos espectáculos siempre que uno sea consciente de lo que está viendo. El problema sería visitar un sitio y quedarnos solo con la capa exterior de lo que nos presentan al turista promedio.

Ahora pensémoslo desde la perspectiva del turista: cuando acudimos a destinos exóticos en busca de nuevas experiencias y culturas diferentes es muy fácil que, bien por desconocimiento, bien por comodidad, contratemos uno de los recorridos turísticos en los que nos enseñan “lo típico” del lugar. Claro, no siempre disponemos del tiempo y el dinero necesario para pasar mucho tiempo de viaje y por eso podemos caer en la tentación de realizar visitas superfluas y llenas de tópicos. Aventuras comprimidas en seis días y cinco noches en las que el objetivo es acabar con la sensación de haber visitado todo lo visitable.

¿Nos damos cuenta de lo empaquetado y procesado que suena todo?

Vamos buscando la singularidad de un sitio y no vemos (o preferimos no ver) el entramado turístico que hay detrás del patrimonio que nos venden como tradicional. En nuestro ímpetu por sumergirnos en la cultura del país que visitamos nos estamos perdiendo lo que de verdad pueden ofrecer. Si intentásemos viajar de forma más consciente quizá no serían las vacaciones más exóticas del mundo. A lo mejor no montaremos en elefantes, daremos de comer a animales salvajes o haremos rápel por la pared de un rascacielos, pero podríamos acercarnos de forma más honesta a la realidad de la gente que allí vive.

Me encantaría saber vuestra opinión. ¡Un saludo!

Alba

Key to the world

Guardar

Anuncios

4 respuestas a “¿Cómo estamos viajando?

  1. La verdad es gracioso leer en cualquier guía cosas como “es el lugar que los habitantes acuden a pasear los domingos” o “zona de tapas típica de los locales” y luego escuchar a los locales decir cosas como: ” yo ahí no voy porque está plagado de turistas”. Pero el turismo da dinero y, además ,cuando vamos a un sitio nos gusta adquirir experiencias típicas y no solo viajes.

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Está claro! ¿Quién va a París y no sube a la Torre Eiffel si tiene la oportunidad? ¡Yo desde luego lo hago! 🙂 Esas experiencias típicas son las que dan la sensación de haber aprovechado el viaje (como si marcásemos con ticks una lista). Pero tampoco viene mal de vez en cuando aspirar a algo más y vivir la experiencia de un modo “menos turístico” 😉
      ¡Muchas gracias por comentar!

      Le gusta a 1 persona

  2. ¡Un artículo genial! Creo que tenemos que buscar ese “balance” entre las actividades que están ahí como meros negocios y las que son negocios pero también están vinculadas a la cultura real del lugar.
    Por otra parte, como bien dices, tampoco hace falta hacer cosas espectaculares y llamativas para sentirnos satisfechos con nuestra visita, o por lo menos no debería ser así. Personalmente, disfrutaría más de Sevilla comiéndome un gazpacho que subiéndome a un coche de caballos. 🙂

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s